Lagos de Titán

Singularidad

La luna más grande de Saturno y la segunda de todo el Sistema Solar, después de una luna de Júpiter, alberga lagos y mares. Pero hasta ahora, no se sabia que los lagos tenían una capacidad de mas de 100 metros de profundidad. Los lagos de Titán, están hechos de metano y etano. Gracias al singular sistema hidrológico del planeta es esto posible . Las nubes de la atmósfera están llenas de etano y metano, ya que estos elementos se vaporizan a la temperatura de la superficie de Titán. Además, debido al frió, los lagos son capaces de mantenerse en estado liquido, a pesar de estar hechos de estos elementos.

Titán es el único sitio además de la Tierra conocido por tener sustancia liquida en su superficie. En este caso el etano y metano, se distribuyen de forma extraña por la superficie. En el hemisferio norte, se han encontrado lagos de mayor profundidad, así como más cantidad de metano que de etano. El hemisferio sur por el contrario, cuenta con lagos de menor profundidad y con más etano que metano. Esto abre puertas a futuras investigaciones sobre como reaccionan y se adaptan estos elementos en extremas condiciones (como las de Titán).

Posible aterrizaje

Además, al tener lagos y mares en estado liquido, se ha estado barajando la posibilidad de ser el próximo destino de aterrizaje. La nave espacial Cassini-Huygens, ha estado investigando esta posibilidad y ha conseguido datos muy curiosos. Las olas de los mares del satélite no tienen más que unos pocos centímetros de altitud y otros pocos de longitud. Esto ha hecho creer a los expertos que las condiciones de suaves vientos hacen el sitio un lugar perfecto para un aterrizaje.

Aunque el planeta Saturno cuenta con más lunas, Titán es la más investigada y la más importante para los científicos. Tras el descubrimiento de que existe hielo en alguno de los lagos de Titán, se ha especulado la posibilidad de que debajo se encuentre agua en estado liquido. Por consiguiente, se sospecha que pueda existir algún tipo de vida en el agua debajo de esa capa de hielo

Deja un comentario