Cometas

Los cometas provienen principalmente de dos regiones del Sistema Solar: el Cinturón de Kuiper y la Nube de Oort, en el primer caso es un conjunto de cuerpos que se encuentran más allá de el campo de Neptuno a el cual también pertenece Plutón y el cometa Halley y el segundo conjunto se encuentra a aproximadamente medio año luz de nuestro Sol y rodea en manera esférica a todo nuestro Sistema Solar.

Algunos de astros que conforman tanto el Cinturón de Kuiper como la Nube de Oort son atraídos por la fuerza de gravedad del sol lo que provoca que en ocasiones “visiten” sus cercanías de nuestro planeta Tierra, algunos de ellos de modo periódico como es el caso del famoso Cometa Halley, que lo hace en ciclos de& 75 años mas o menos, otros que solamente lo hacen por una sola vez ya que vuelven a “perderse” en las inmensidades de las frías y lejanas regiones de donde provienen, como es el caso del cometa ISON 2012.

cometas

Componentes de un cometa Los cometas tienen la mitad helada (núcleo) rodeada por una gran nube de gas y polvo (llamada la coma). La coma es creada mientras el ;hielo en el núcleo es calentado por el Sol y se evapora. Los cometas pueden desplegar dos caudas (colas) mientras ellos viajan más cerca del Sol: Una cauda recta de gas y una cauda curveada de polvo. La cauda de gas es creada por el aire solar, cuyos campos magnéticos empujan el gas lejos de la coma del cometa. El polvo en la coma no es afectado por los campos magnéticos pero es vaporizado por el ardor del Sol, y crea una cauda curveada la cual sigue el recorrido del cometa.

Lluvias de estrellas

Muchas veces, cuando un cometa cruza por el trazo que sigue la órbita de nuestro planeta deja en su senda partículas de modo que cuando la Tierra transita por allí se producen las famosas “lluvias de estrellas” asimismo llamadas “lluvias de meteoros”, este fenómeno se presenta cuando entran a nuestra atmósfera los pequeños granos de roca del cometa los cuales se incendian por la fricción con la atmósfera.